BAUTIZO CON RECICLADORES.

Sin duda a los profanos en el tema del buceo le sonará extraño, este título, pero puede que incluso algunos iniciados en el tema subacuático no tengan claro a que nos referimos.

Si decimos rebreather puede que a alguno el tema ya le comience a sonar. Explicándolo rápida y sencillamente diremos que los recicladores son unos aparatos subacuáticos que nos permiten respirar bajo el agua, pero de forma tal que, a diferencia de los equipos habituales, reciclan el aire que respiramos, filtrándolo y reponiendo el oxígeno consumido.

Es decir frente al sistema habitual o de circuito abierto, donde tomamos el aire de la botella y luego lo expulsamos, existe la alternativa de los recicladores, que pueden ser de circuito semicerrado, es decir parte del aire se recicla y parte se expulsa, o de circuito cerrado, donde todo el aire es reciclado.

Pues bien de la mano de Unai, del centro de buceo OLATU, tuvimos la oportunidad de probar esos aparatejos, en concreto los de circuito cerrado.

Primero nos dio una charla explicándonos los fundamentos del sistema y luego ya nos fuimos a la piscina a probarlo.

UNAI EN PLENA CHARLA



En el agua pudimos intuir las diferencias con el buceo de circuito abierto al que estamos habituados.

SIN BURBUJAS

Lo primero el silencio. Al no exhalar el aire al exterior no se generan burbujas y el silencio es absoluto.

PRUEBA

Lo segundo la flotabilidad. Acostumbrados a afinar la flotabilidad con los pulmones, hinchando los pulmones o exhalando, con estos equipos eso no tiene ninguna efectividad, el aire en un circuito cerrado no varía de volumen en cada exhalación o inhalación. Sólo el exhalar por la nariz permite perder cota.

SILENCIO

La experiencia fue muy gratificante, quedando emplazados para repetir en el mar.

Si quieres saber algo más puedes empezar en esta web: RECICLADORES

Volver